Artículos

Imprimir

¿Fue la Estudiantina Española Fígaro una agrupación de músicos profesionales?

Ratio:  / 0
MaloBueno 

 

Félix O. Martín Sárraga y Paul Ruppa


Preámbulo

Denis Granado 1879Desde finales del siglo XX se viene hablando de la Estudiantina Española Fígaro, sus viajes e impacto en los países que visitó. De igual modo, la idea inicialmente lanzada fue que La Fígaro se creó recurriendo a músicos profesionales, hipótesis nunca contrastada y que parecía factible dado el enorme éxito obtenido por doquiera que actuó. En este trabajo ofreceremos la evidencia documental y la enfrentaremos a los datos publicados al respecto.

Andreu Ricart apuntaba en 1995 que La Fígaro “había sido fundada en Madrid, aproximadamente en 1878, por iniciativa del destacado músico hispano Dionisio Granados”, cuya imagen ogrecemos a la derecha (1), autoría que publicaciones posteriores (2,3) han atribuido a la misma persona y que nosotros hemos podido confirmar en una fuente del siglo XIX (4).

A este respecto el primer autor publicó en 2017 (5) que su fundador, conocido fuera de España como Denis o Dennis Granado (6), creó la Estudiantina Española Fígaro en marzo o abril de 1878 tras conocer el éxito de la Estudiantina Española en el carnaval de París de ese mismo año, copiando intencionadamente su nombre.

La prensa de la época dijo dicha agrupación era “una asociación de jóvenes profesores, músicos..... se creó y constituyó en Madrid formando una magnífica banda de guitarras, bandurrias y violines que partió de allí en 1878 con el objeto de dar conciertos” (7). Esta expresión de “profesores, músicos” dio pie a que se entendiera que todos sus componentes eran profesionales de la música.

 

Estudiantina Espanola Figaro 1879

Estudiantina Española Fígaro (8)

Los datos hallados

Tras más de un siglo de su desaparición es fácil deducir que la verificación de la posible formación musical de sus integrantes es tarea imposible, pasando a presentar los datos hallados hasta el presente.

Desde 2017 (5) sabemos que Dionisio Granados nunca finalizó sus estudios musicales en el Conservatorio de Música de Madrid, actualmente llamado Real Conservatorio Superior de Música de Madrid. La prueba contundente de tal afirmación la aportó D. Fernando Gilgado Gómez, responsable del archivo de dicha institución, que nos facilitó su ficha escolar (reproducida a continuación). La misma, además de aportar su segundo apellido (Vega), demuestra que nunca finalizó sus estudios de clarinete. Esto es importante porque los únicos datos biográficos hallados decían que “aprendió canto y clarinete” y que “más tarde estudió armonía y bajo continuo” (9), nada de lo cual se ha podido contrastar.

Dionisio Granados - ficha academica del RCSMM

Ficha académica de Dionisio Granados 

La misma fuente (9) señala que "en 1874 abandonó el Conservatorio y fundó la Orquesta de Trovadores Españoles, compuesta casi en su totalidad de personas de las que él mismo se hizo cargo de su educación musical"., por lo que cabe la posibilidaad de que Granados recurriera a sus integrantes para conformar la Fígaro,  hipótesis que el primer autor está investigando actualmente).

En 2018 (10) desvelamos que en su gira por Norteamérica “sus integrantes no sabían música y se aprendían las piezas de memoria, siendo Dionisio Granados el único integrante español del que hemos podido verificar algún tipo de formación musical que no finalizó, siendo posible que Carlos García Tolsa tuviera alguna”, así como Vincenzo Dragone (aunque sólo apareciera puntualmente en 1880) porque fue “ex director del Italian Opera House de París” y, por ello, cabría pensar que tuviera alguna formación musical.

En este ámbito valoramos especialmente los testimonios publicados durante los años en que La Fígaro estuvo presentándose en los EE.UU e inmediatamente posteriores.

El dato más antiguo hallado hasta el presente aparece en la prensa norteamericana de 1883 (11):

«En las últimas dos semanas he visto a dieciséis hombres (la Spanish Students concert troupe)* tocar cerca de dieciséis piezas de música complicada sin una anotación musical delante de ellos y todo [ilegible] perfecto. Tienes memoria [pero] no intentes comparar la memoria de cualquier otro con la de ellos. Y lo que aún es de lamentar más es que esos jóvenes compañeros han ofrecido el más refinado espectáculo (quizás a excepción del Mendelsohn Quintette Club de Boston) que jamás ha sido ofrecido en Portland».

(*) A La Fígaro se la conoció en los EE.UU. como los Spanish Students, expresión que pasó luego a ser sinónimo de estudiantina y se empleó también para sus imitadores.

Sabemos (9) que Melquiades Hernández, uno de los integrantes de La Fígaro que decidió establecerse en los EE.UU. tras el regreso a España de la estudiantina, impartió clases de bandurria en dicho país. George H. Picard  (12-17), uno de sus alumnos publicó en 1891 un artículo titulado “Sugerencias para la enseñanza de la mandolina” en el que se presentaba como “director de la Picard’s Bandurria Orchestra”, compartiendo importante información sobre su aprendizaje al lado de su maestro (18):

«Habiendo estudiado la bandurria durante siete años con el señor Melquiades Hernández, director de los Spanish Students*, y habiendo tocado durante dos temporadas en el Sexteto Hernández, de Boston, estoy plenamente familiarizado con los métodos utilizados por esta compañía de fama mundial. Los estudiantes fueron 22 hombres y, de ellos, sólo dos podían leer música… Cuando actuaban ante el público no tenían un director que les marcara el tiempo, crescendos, retardos, etc. Todos estos detalles eran minuciosamente memorizados; cada músico sabía cuándo y dónde usar las degradaciones y cada nota era pulsada uniformemente, lo cual, además de la hermosa suavidad así impartida por los estudiantes, sea placentero a la vista, con todos los movimientos al unísono…… todos tocan igual produciendo el trémolo completamente desde la muñeca y no desde el codo….. El repertorio de los Students consistió de ciento cincuenta selecciones, incluyendo muchas danzas españolas y polacas famosas, sonatas de Mozart y Beethoven y las principales oberturas, todos el cual fue minuciosamente memorizado y ejecutado sin el uso de partituras. Su éxito se debió completamente a este método de entrenamiento de la mano derecha, memorizándolo todo y al extremo respeto que mantenían sus miembros a su maestro y director….. ».

Cabe pensar que la referencia a “22 hombres y, de ellos,sólo dos podían leer música” corresponde al periodo en el que La Fígaro no tuvo en sus filas a Vincenzo Dragone, que sólo la dirigió desde “poco antes del verano de 1880 hasta el fin de la primera gira americana”, con un último concierto detectado el 30 de noviembre de 1880 (10).

Poco después, en 1895, de Olavarría y Ferrari publicó (19):

«Vestidos a la usanza de los antiguos estudiantes (con el amplio manteo de terciopelo, la media negra, el zapato bajo y el sombrero tradicional en donde descuella una cuchara) aparecen al levantarse el telón sentados sobre una gradería roja. Ni un papel, ni más atril que el del director [dato que confirma que tocaban de memoria, sin partitura]. A una señal de la batuta la orquesta principia como movida por un resorte; el violín lleva algunas veces la voz cantante pero las más cantan las bandurrias en sus cuerdas de hierro, con una dulzura sin igual».

Sparks (20) puntualizó en 1995, refiriéndose a las actuaciones de La Fígaro en Norteamérica, lo siguiente: 

«[….] Las bandurrias estaban encordadas con tripa y, aunque sólo dos hombres de toda la agrupación pueden leer música, todas las fuentes testimonian que su conjunción al tocar y degradar los tonos era bastante excelente».

En este sentido Kreitzer publicó en 2001 (21):

«….Los altamente entretenidos Spanish Students* que usaban ropas exóticas y tocaban de memoria con técnica impecable viajaron por Norte y Suramérica, causando sensación por doquiera iban».

Conclusiones

Carlos Garcia Tolsa 1858-1905Con los datos que disponemos actualmente todo hace pensar que los integrantes de La Fígaro aprendían las piezas de memoria.

Aunque es imposible afirmar taxativamente que los únicos integrantes de La Fígaro que tuvieran alguna formación musical pudieran ser Dionisio Granados (que nunca viajó a América con la estudiantina) y Carlos García Tolsa (foto) (22), entendiendo que a ellos hacía referencia el comentario de “sólo dos podían leer música” y que se ajusta a lo detectado para el larguísimo periodo en el que La Fígaro no tuvo en sus filas a Vincenzo Dragone.

El dato de que ejecutaran sus piezas sin tener estudios musicales es una posibilidad nada descabellada si se tiene presente que en las Estudiantinas académicas decimonónicas españolas no los tenían puesto que en su inicio fueron agrupaciones postulantes no ejecutantes (23) y, salvo en la Estudiantina Española que viajó al carnaval de París de 1878 (24), no hay datos que demuestren tal formación entre sus componentes. Ello se ve potenciado por sus sucesoras, las Tunas Universitarias españolas actuales, en las que una importante proporción de sus miembros “tocan de oído” y recurren al llamado “método cifrado”, siendo incapaces de leer una partitura.

 


Fuentes:

  1- Andreu Ricart, R. Diario de vida de la Estudiantina Fígaro en Chile. 1884-1886. En: Estudiantinas chilenas. Origen, desarrollo y vigencia (1884-1955). FONDART. Ministerio de Educación de Chile. 1995. Capítulo I. Pags. 17-56.

  2- Sinagawa Montoya, H. Música de viento. Primera edición. Creativos 7 editorial. Sinaloa, México. 2004.

  3- Rivera Lozano, O. De capas y panderetas, nº 1. 2006. Pag. 6.

  4- de Olavarría y Ferrari, E. Reseña histórica del teatro en México. Tomo III. Segunda edición. Imprenta, encuadernación y papelería ‘La Europea’. México, 1895.

  5 - Martín Sárraga, FO. Dionisio Granados, pinceladas biográficas. TVNAE MVNDI. 07-06-2017. En: http://tunaemundi.com/

  6- Deutsche Kunst & Musik-Zeitung. Austria. 07-02-1879.

  7- El Eco de la Provincia, diario conservador-liberal. España. 20-01-1882.

  8- La Llumanera de Nova York, nº. 54. Octubre, 1879.

  9- Deutsche Musik Zeitung. Viena (Austria). 1879. Pag. 19. En: Martín Sárraga, FO. Dionisio Granados, pinceladas biográficas. 1ª edición: 16-10-2017, 4ª edición: 11-02-2018. Pag. 1.

10- Martín Sárraga, FO. y Ruppa, P. La Estudiantina Española Fígaro en los EE.UU. Crónica de sus giras y estela según la prensa de la época. TVNAE MVNDI. En: http://tunaemundi.com/ Noviembre, 2018.

11- Oregonian. (Portland, Oregon). 16-09-1883. Pag. 1. En: Martín Sárraga, FO. y Ruppa, P. La Estudiantina Española Fígaro en los EE.UU. Crónica de sus giras y estela según la prensa de la época. TVNAE MVNDI. En: http://tunaemundi.com/ Noviembre, 2018.

12- 1900 United States Federal Census, Year: 1900; Census Place: Hartford, Hartford, Connecticut; Pags.: 4 y 10; Enumeration District: 0153; FHL microfilm: 1240137, Ancestry.com Operations Inc. (2004), 1900 Census with parents

13- 1910 United States Federal Census, Year: 1910; Census Place: Rocky Hill, Hartford, Connecticut; Roll: T624_131; Page: 10B; Enumeration District: 0236; FHL microfilm: 1374144, Ancestry.com Operations Inc. (2006), 1910 Census

14- 1920 United States Federal Census, Year: 1920; Census Place: Rocky Hill, Hartford, Connecticut; Roll: T625_184; Page: 8B; Enumeration District: 181, Ancestry.com Operations Inc. (2010), 1920 Census

15- 1930 United States Federal Census, Year: 1930; Census Place: Rocky Hill, Hartford, Connecticut; Page: 6A; Enumeration District: 0207; FHL microfilm: 2340003, Ancestry.com Operations Inc. (2002), 1930 Census.

16- 1940 United States Federal Census, Year: 1940; Census Place: Rocky Hill, Hartford, Connecticut; Roll: m-t0627-00506; Page: 7A; Enumeration District: 2-198, Ancestry.com Operations Inc. 2012), 1940 Census

17- Connecticut Death Index, 1949-2012, Ancestry.com Operations Inc. (2003), Connecticut Death Index

18- The Cadenza magazine. Boston (EE.UU.). Septiembre. 1901. Pag. 15. En: Martín Sárraga, FO. y Ruppa, P. La Estudiantina Española Fígaro en los EE.UU. Crónica de sus giras y estela según la prensa de la época. TVNAE MVNDI. Noviembre, 2018. 

19- de Olavarría y Ferrari, E. Reseña histórica del teatro en Mexico. Tomo 3. Imprenta 'La Europea', México. 1895. Págs. 352-369. En: Martín Sárraga, FO. y Ruppa, P. La Estudiantina Española Fígaro en los EE.UU. Crónica de sus giras y estela según la prensa de la época. TVNAE MVNDI. Noviembre, 2018.

20- Sparks, P. The classical mandolin. Clarendon Press. Oxford. 1995. Pags. 22 y ss. En: Martín Sárraga, FO. y Ruppa, P. La Estudiantina Española Fígaro en los EE.UU. Crónica de sus giras y estela según la prensa de la época. TVNAE MVNDI. Noviembre, 2018. En: http://tunaemundi.com/ 

21- Kreitzer, A. Sweet harmonies from little. Mandolin playing in Minneapolis and St. Paul. En: Minnesota History. Primavera, 2001. Pag. 221. En: Martín Sárraga, FO. y Ruppa, P. La Estudiantina Española Fígaro en los EE.UU. Crónica de sus giras y estela según la prensa de la época. TVNAE MVNDI. Noviembre, 2018. 

22- Igor Varfolomeev. Classical guitar page. Carlos Garcia Tolsa (1858-1905). Visto el 02-01-2017 en http://www.lute.ru/guitar/garsia_eng.htm

23- Martín Sárraga, FO. A finales del siglo XIX aún no estaba generalizado que las Estudiantinas tocaran música. TVNAE MVNDI. 26-07-2014. En: http://tunaemundi.com/

24- Martín Sárraga, FO. Crónica del viaje de la Estudiantina Española al Carnaval de París de 1878 según la prensa de la época. TVNAE MVNDI. 03-01-2013. En: http://tunaemundi.com/


 Publicación: 10/06/19